« La vida de los otros | Inicio | Como en un cuadro (cuento de verano) »

03/09/2016

Comentarios

Julia Escobar

Sí que lo era... Una pena su repentina muerte, justo cuando iba a jubilarse por fin y a dedicarse, aún más, a su amada literatura portuguesa. También a mí me contagió el filolusismo. La consecuencia fue que aprendí portugués en la Casa do Brasil y he traducido a algunos poetas portugueses. Somos muchos lo que le debemos mucho a Llardent.
Abrazos
Julia

Elvira Huelbes

Qué bella persona era Llardent, Julia; qué bonito que lo traigas aquí, junto con María Luisa. Los recuerdo a ambos con mucho cariño. A mí me contagió el amor por lo portugués, todo ello. Un abrazo.

Verifica el comentario

Vista previa del comentario

Esto sólo es una vista previa. El comentario aún no se ha publicado.

Ocupado...
El comentario no se ha podido publicar. Tipo de error:
Se ha publicado el comentario. Publicar otro comentario

Las letras y números que has introducido no coinciden con los de la imagen. Por favor, inténtalo de nuevo.

Como paso final antes de publicar el comentario, introduce las letras y números que se ven en la imagen de abajo. Esto es necesario para impedir comentarios de programas automáticos.

¿No puedes leer bien esta imagen? Ver una alternativa.

Ocupado...

Publicar un comentario

Tus datos

(El nombre y la dirección de correo son obligatorios. La dirección de correo no se mostrará en el comentario.)

Blog powered by Typepad
Miembro desde 11/2005
Mi foto

enero 2020

lun. mar. mié. jue. vie. sáb. dom.
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    

mis escritos

Álbumes de fotos